Noticias

Safo de Lesbos

Safo de Lesbos


We are searching data for your request:

Forums and discussions:
Manuals and reference books:
Data from registers:
Wait the end of the search in all databases.
Upon completion, a link will appear to access the found materials.

Safo de Lesbos (c. 620-570 a. C.) fue una poeta lírica cuyo trabajo fue tan popular en la antigua Grecia y más allá, que fue honrada con estatuas y elogiada por figuras como Solón y Platón. Se sabe muy poco de su vida y de los nueve volúmenes de su obra que fueron ampliamente leídos en la antigüedad solo sobreviven fragmentos. Contrariamente a la opinión popular sobre el tema, sus obras no fueron destruidas por cristianos de mente cerrada que buscaban suprimir la poesía amorosa lesbiana, sino que simplemente se perdieron a través del tiempo y las circunstancias. Safo escribió en el dialecto griego eólico que era difícil de traducir para los escritores latinos, bien versados ​​en griego ático y homérico. Sabían que una vez había existido una poeta muy elogiada de las obras de otros, y conservaron esos poemas de Safo que otros habían copiado, pero no copiaron a otros simplemente porque no conocían su dialecto. Se compusieron algunos tipos de obras escritas sobre ella durante su vida o poco después porque el esquema de su vida fue conocido por escritores posteriores pero, aparte de inscripciones como el Mármol de Parian (una historia de ciertos eventos en Grecia entre 1582-299 a. C.) no se sabe cuáles fueron estas obras. Su nombre se ha inclinado a "lesbiana" y "sáfica", ambos relacionados con mujeres homosexuales, debido a su poesía existente que se ocupa del amor romántico entre mujeres.

La vida de Safo

Safo nació en la isla de Lesbos, Grecia, en una familia aristocrática. Si bien los estudiosos afirman regularmente que su riqueza le permitió vivir una vida de su propia elección, esto no se puede respaldar. La mayoría de las mujeres de familias adineradas se casaban de acuerdo con las tradiciones y costumbres de sus ciudades-estado y la riqueza de Safo no la habría hecho inmune a las expectativas de su familia y la sociedad. Lo más probable es que pudiera vivir como quisiera debido a la alta estima en que se tenía a las mujeres por la personalidad única de Lesbos y Safo. La historiadora Wendy Slatkin escribe:

Teniendo en cuenta las severas restricciones en la vida de las mujeres, su incapacidad para moverse libremente en la sociedad, realizar negocios o adquirir cualquier tipo de capacitación no doméstica, no es sorprendente encontrar que no nos hayan llegado nombres de artistas [femeninas] importantes de la era clásica. Sólo el poeta Safo recibió grandes elogios de los griegos; Platón se refirió a ella como la duodécima musa. Significativamente, no vino de Atenas o Esparta, sino de Lesbos, una isla cuya cultura incorporó un gran respeto por las mujeres (42).

Lo único que se sabe de su vida es que se crió aprendiendo a tocar la lira y llegó a componer canciones.

Se dice que dirigió una escuela para niñas en Lesbos, pero esto parece ser una invención posterior del siglo XIX EC que la confundió con su protegida Damophila, que dirigía una escuela para niñas en Panfilia. Todo lo que se sabe de su vida es que se crió aprendiendo a tocar la lira y llegó a componer canciones, pudo haber estado casada en algún momento con un hombre que murió, pudo haber tenido una hija llamada Cleis (que lleva el nombre de la madre de Safo), tenía tres hermanos (Erigyius, Charaxus y Larichus), provenía de una familia acomodada, fue exiliada dos veces a Sicilia debido a sus opiniones políticas y era lo suficientemente famosa como para que se levantaran estatuas en su honor y, más tarde, se acuñaran monedas con su nombre e imagen en ellos. La autora Vicki Leon escribe:

Mitilene, la capital de Lesbos, emitió con orgullo monedas Safo; algunos se han encontrado que datan del siglo III d.C., novecientos años después de la muerte del poeta. Safo (o, mejor dicho, su fama) acaparó también el antiguo equivalente de la concesión de la camiseta: su retrato y su nombre aparecen en jarrones, bronces y, más tarde, en gran parte del arte romano (151).

En los textos antiguos se la describe como de baja estatura y tez oscura. Un interés romántico por las mujeres es evidente a partir de su poesía, pero la mayoría de los estudiosos desaconsejan leer sus obras biográficamente. De la misma manera que los poetas a lo largo de los siglos han escrito obras que expresan una persona que no es la suya, Safo también podría haber compuesto sus poemas. La intimidad y la profundidad del sentimiento parecerían sugerir que Safo era lesbiana, pero eso no significa que lo fuera. La descripción de Homero de la batalla y el polvo y la sangre antes de Troy no significa que él participó; sólo que era un buen escritor. El erudito Sir Richard Livingstone comenta sobre esto, escribiendo:

La sencillez griega nos recuerda los intereses centrales del corazón humano. La veracidad griega es un desafío para ver el mundo tal como es y evitar la vacuidad de la mera música, las falsedades de la retórica o el sentimiento, la incompletitud de los escritores que, en lugar de ver la vida como un todo, ignoran o enfatizan una parte de ella como su las propias simpatías dictan (286).

Si bien es posible, entonces, que Safo fuera lesbiana, es igualmente posible que escribiera sobre muchos temas pero que sus obras que expresan el amor lésbico son las que han sobrevivido más intactas.

Poesía de Safo

Las obras que existen son reflexiones profundamente personales sobre el amor romántico, el deseo y la pérdida. Livingstone escribe: "En la vida, los seres humanos regresan de una variedad de intereses que los distraen a unas pocas cosas simples; o, si no regresan, corren el riesgo de perder sus almas. En la literatura, que es la sombra de la vida, necesitan hacer lo mismo "(259). Safo parece haber entendido esto claramente y centró su trabajo en las emociones humanas más básicas y duraderas. La simplicidad de construcción en su obra concentra la atención del lector en el momento emocional mismo y, como toda gran poesía, crea una experiencia que es fácilmente reconocible. Un ejemplo de esto es su poema, "No he tenido una palabra de ella" (un título que se da desde la primera línea de la pieza. Se desconoce el título original):

¿Historia de amor?

Regístrese para recibir nuestro boletín semanal gratuito por correo electrónico.

No he tenido una palabra de ella

Francamente desearía estar muerto
Cuando se fue, lloró

mucho; ella me dijo: "Esta despedida debe ser
soportado, Safo. Me voy de mala gana ".

Yo dije: "Vete y sé feliz
pero recuerda (tu sabes
bueno) a quien dejas encadenado por el amor

"Si me olvidas, piensa
de nuestros dones a Afrodita
y toda la hermosura que compartimos

"todas las tiaras violetas,
capullos de rosa trenzados, eneldo y
azafrán entrelazado alrededor de tu joven cuello

"mirra vertida en tu cabeza
y sobre suaves esteras chicas con
todo lo que más deseaban junto a ellos

"mientras no coreaban voces
Coros sin los nuestros
ningún arbolado floreció en primavera sin canto. "

La intimidad y la honestidad de este poema son características de toda la obra sobreviviente de Safo. Sin embargo, no solo era una poeta brillantemente honesta, sino también una virtuosa de la técnica. Inventó una métrica completamente nueva para la poesía, ahora conocida como Métrica sáfica o estrofa sáfica, que consta de tres líneas de once tiempos y una línea final de cinco. El siguiente poema, ahora conocido como "Por favor", es un ejemplo de esto (aunque la traducción actual no conserva los once tiempos constantes de las tres primeras líneas de cada estrofa):

Vuelve a mí, Gongyla, aquí esta noche
Tú, mi rosa, con tu lira de Lidia.
Allí se cierne para siempre a tu alrededor el deleite:
Una belleza deseada.

Hasta tu manto saquea mis ojos.
Estoy encantado: yo que una vez
Se quejó a la diosa nacida en Chipre,
A quien ahora suplico

Nunca dejar que esto me pierda la gracia
Sino más bien traerte de vuelta a mí:
Entre todas las mujeres mortales, la
Lo que más deseo es ver.

Su poesía habría sido cantada con el acompañamiento de la lira (que es como recibe su nombre la poesía lírica) y se habría interpretado públicamente en eventos y cenas privadas. Una famosa historia relatada por Stobaeus (siglo V d.C.), quien recopiló anécdotas tan antiguas, afirma que "Solón de Atenas escuchó a su sobrino cantar una canción de Safo sobre el vino y, como le gustó tanto la canción, le preguntó al niño para enseñárselo. Cuando alguien le preguntó por qué, dijo: 'Para que yo lo aprenda, luego muera' ”. (Florilegio 3.29.58). Si la historia es cierta no es tan importante como lo que dice sobre la poesía de Safo. Solon fue considerado uno de los hombres más sabios que jamás haya existido y fue contado entre los Siete Sabios de Grecia. Era conocido por enseñar el precepto de "moderación en todo", por lo que reaccionar de manera tan emocional en esta anécdota a la canción de Safo es significativo en el sentido de que incluso uno tan sabio y moderado podría sentirse tan profundamente conmovido que no desearía nada más después de aprender el canción.

Muerte y legado

Se desconoce la forma en que murió Safo. El dramaturgo ateniense Menander (c. 341-29 a. C.) inició la leyenda de que se suicidó saltando desde los acantilados leucadianos por el amor no correspondido de un barquero llamado Phaon. El escribe:

... dicen que Safo fue el primero,

cazando al orgulloso Phaon,

arrojarse, en su agudo deseo, de la roca

que brilla desde lejos.

Esto parece muy poco probable y ha sido rechazado por los historiadores en la actualidad y desde el escritor griego Estrabón (64 a. C.-24 d. C.). El acantilado de Leucadian (también conocido como Cabo Leukas en la isla de Lefkada) fue un famoso "salto de amante" después de una historia en la que Afrodita se arrojó al mar mientras lloraba a Adonis muerto. Menander podría haberse estado burlando del amor romántico simplemente haciendo que una mujer conocida por su poesía amorosa lésbica se suicidara por un hombre. Curiosamente, también se dijo que Artemisia I de Caria (c. 480 a. C.), otra mujer fuerte y destacada, se suicidó arrojándose al mar y, según algunas fuentes, desde el mismo lugar. La historia del suicidio de Artemisia también ha sido desacreditada. Safo parece haber vivido hasta una edad avanzada y muerto por causas naturales, pero esto, como la mayoría de los eventos de su vida, está lejos de ser seguro.

Lo que está claro es que fue una poeta de inmenso talento cuyo trabajo la hizo famosa. Su poesía era tan popular, según León, que "no sólo se cantaba, enseñaba y citaba su obra, sino que las mismas frases que acuñaba, desde" el amor, ese desgarrador de miembros "hasta" más dorado que el oro ", entraron en el Griego y se usaron tanto que eventualmente se convirtieron en clichés "(150). Fue una intérprete muy solicitada y sus composiciones continuaron siendo cantadas y admiradas mucho después de su muerte. Ella se refirió a su poesía como sus "hijas inmortales" y, por lo tanto, continúan siendo lectores 2.000 años después de su creación y continúan respondiéndoles con el mismo entusiasmo que inspiraron cuando se escribieron por primera vez.


Safo de Lesbos - Historia


De donde vino el nombre
& copy 2005 por Lori L. Lake

Safo, poeta griega, profesora y lesbiana (c. 630 a. C.)

Pero si también suena un poco a cuento de hadas, lo es.

La leyenda de Safo ha vivido durante 26 siglos y, sin embargo, se conocen pocos "hechos" de su vida. Gran parte del registro ha sido borrado deliberadamente de la historia. Eliminado intencionalmente. A lo largo de los siglos, los hombres han tratado de borrarla de los registros y de la memoria. No lo han logrado del todo. Esto es lo que sabemos:

La llamaban simplemente La Poeta, así como El Poeta se refería a Homero, y más adelante en la historia, El Bardo se refería a William Shakespeare.

Safo adoró y alabó a Afrodita, la diosa del amor. Su poesía menciona con frecuencia a Afrodita con admiración y le pide que interceda en las relaciones de Safo con las mujeres. Es este aspecto de su poesía lo que más tarde la metería en problemas. Más sobre esto en un momento.

Durante al menos 700 años después de su muerte, Safo fue honrada en toda Grecia y en muchas partes del sur de Europa. Había viajado mucho en su vida, ¿de qué otra manera se podía explicar que los residentes de Siracusa pusieran una estatua en su honor? ¿O que varias regiones la honraron acuñando monedas con su imagen? ¿O que se erigió una enorme estatua de ella en la plaza del pueblo de Lesbos? Erradicaron sus palabras, pero no pudieron borrar las estatuas.


Safo, lira en mano

Safo fue una poeta lírica, conocida por el tono, la métrica y la gracia de su poesía. Esto era música para los oídos de los oyentes, literalmente. A menudo la acompañaba una lira o un arpa, y su trabajo incluía ingeniosos juegos de palabras, alusiones, metáforas y humor. Sin ayuda de nadie, redefinió el compás lírico ya existente del día. Su trabajo fue tan innovador y maravilloso que la métrica griega que solía usar lleva su nombre y sigue llevando ese nombre hasta el día de hoy.

Safo creó nueve libros de poesía, uno de los cuales se describió como 330 estrofas de métrica sáfica. Escribió sobre el amor apasionado por las mujeres y todo lo que era femenino. También escribió sobre la belleza de algunos hombres de la época y sobre la belleza de la naturaleza y la vida sencilla, donde el amor y la sensualidad eran temas de verdadera importancia. Era tan respetada que Dracon de Stratonica, Alejandro el sofista y Chamaeleon, un discípulo de Aristóteles, escribieron libros sobre ella y su trabajo. Influyó en la escritura y el pensamiento de innumerables hombres, incluidos Ovidio, Catulo, Aristóteles, Alcaeus y Epicuro. El filósofo Platón la llamó la Décima Musa.

Durante los últimos mil años, parece que muchos eruditos e historiadores varones han trabajado afanosamente para revisar la historia de muchos aspectos del mundo, incluido el lugar de gloria de Safo. Los hombres intentaron borrar su historial, pero muchos de sus poemas siguen vivos. Durante los últimos 2.500 años, los hombres han intentado afirmar que las letras de Safo fueron escritas por un hombre. Se han realizado increíbles cantidades de erudición y argumentos para intentar demostrar que Safo no era lesbiana en su orientación sexual, o si lo era, su amor por las mujeres nunca se consumó. Esto llegó hasta el punto de que se promulgó una leyenda de que ella juró no tener mujeres y se enamoró de un barquero llamado Phaeon, y cuando él la rechazó, saltó de un acantilado y murió. ¡Como si!

La historia es selectiva. El viejo dicho es "el vencedor se lleva el botín", y está claro que los que están en el poder escriben los libros de historia. Safo simplemente tenía que ser escrito. Sus poemas eran subversivos, alentaban algo más que un modelo heterosexual y dominante en los hombres, y colocaban a la mujer en una posición de igualdad con - o tal vez incluso superior a - Homer.

El mito de Safo. . . la leyenda . . . jirones de sus palabras. . . todos viven. Durante 2600 años, las mujeres se han aferrado a la creencia de que una vez, en una época más gloriosa y de mente más abierta, las mujeres que amaban a las mujeres (y los hombres que amaban a los hombres también) eran respetadas y honradas e incluso lograban prosperar.

No fue hasta 1898 que algunos de los fragmentos finales de los poemas de Safo fueron encontrados por el descubrimiento de los Papiros Oxyrhynchus en Egipto, y esto seguramente debe haber estimulado la especulación moderna. A medida que el siglo XIX llegaba a su fin, se renovó el interés por Safo y las mujeres estudiaron e investigaron su vida y su poesía. Donde había poca evidencia o pocos hechos, las mujeres creativas escribieron novelas e historias que retrataron a Safo con una luz positiva y lésbica. Natalie Clifford Barney y Ren & eacutee Vivien incluso habían viajado a Lesbos en una búsqueda para aprender más. Una vez más, los registros no son tan fáciles de investigar, pero las mujeres que buscan y sueñan con la existencia de Safo deben haber tenido un impacto en la sociedad actual de fines del siglo XIX. ¿De qué otra manera se puede explicar que el término lesbiana apareció por primera vez en inglés impreso en el Diccionario médico Billings de 1890? Cuando el término circuló por primera vez en la jerga hablada popular es una incógnita.


Estatua de Safo
Mytilini, Plaza de la ciudad

Afrodita inmortal de mente brillante

Afrodita inmortal de mente brillante,
Te lo ruego, hija de Zeus, tejedora de trampas,
No rompas mi corazón con ferocidad
Dolor, diosa,
Pero ven ahora, si alguna vez antes
Escuchaste mi voz desde lejos y escuchaste
Y dejaste la casa dorada de tu padre
Y vino
Uniendo tu carro. Encantador el veloz
Gorriones que te trajeron sobre la tierra negra
Un zumbido de alas en el aire
Por el cielo.
Ellos vinieron. Y tu, sagrada,
Sonriendo con rostro inmortal, preguntando
¿Qué ahora, mientras sufro? ¿Por qué ahora?
Te grito de nuevo:
Lo que ahora deseo sobre todo en mi
Corazón loco. ¿A quién debo persuadir ahora?
Para admitirte de nuevo en su amor,
Safo, ¿quién te hace daño ahora?
*
Si ella corre ahora, la seguirá más tarde
Si rechaza los regalos, se los dará.
Si ella no ama, ahora, pronto lo hará
Amor contra su voluntad.
Ven a mi ahora, entonces, libérame
De doloroso cuidado y ganame
Todo mi corazón anhela ganar. Usted,
Se mi amigo.

Lesbos, una pequeña isla en el mar Egeo. . . una isla de olivares, trigales, bodegas, aprendizaje y amor. . . un jardín del Edén virtual. . . Esto es de donde se deriva nuestro nombre, Lesbian.

Lesbianas, mujeres que aman a las mujeres, aquellas que viven la vida que vivió Safo.

Uno de los fragmentos del poema de Safo es particularmente profético:


Lesbos desde el agua

¿No es esta la esperanza que muchas personas llevan en sus corazones: que sus logros no se perderán y sus vidas no se habrán vivido en vano?

Mujeres de poder, belleza y gracia. Mujeres que contribuyen a sus familias, comunidades y el mundo. Mujeres que nunca deben ser pasadas por alto, cuyas voces nunca deben ser silenciadas, nunca deben ser borradas de los registros de la historia. Todas las lesbianas, no solo los poetas, deberían rendir homenaje a Safo como una "primera" en la historia registrada.

La leyenda sigue viva. Déjalo vivir en la verdad.

Si desea leer más sobre Safo, su lugar en la historia y su poesía, aquí hay algunos libros excelentes:

Entre las mujeres: de lo homosocial a lo homoerótico en el mundo antiguo
por Nancy Sorkin Rabinowitz
Deseo lésbico en la letra de Safo
por Jane Mcintosh Snyder
Psappha: una novela de Safo
por Peggy Ullman Bell
Hijas inmortales de Safo
por Margaret Williamson
Lira de Safo: lírica arcaica y mujeres poetas de la antigua Grecia
por Diane Rayor


Safo la poeta lesbiana

El antiguo poeta griego Safo nacido en Lesbos: Nacido en Eressos en la isla de Lesbos, Safo fue un poeta famoso, cuya obra es popular incluso hoy en día debido a su estilo único. Se cree que Safo nació en una familia noble y luego se casó con un hombre rico, y también se dijo que tenía una hija llamada Cleis. La vida de Safo o como se la llamó originalmente, Psapfa, no está completamente documentada y deja mucho espacio para suposiciones.

Muchas de estas suposiciones llevaron a que se creyera que era lesbiana o amante de las mujeres, aunque no hay pruebas que respalden esta teoría. Otra teoría afirma que Safo saltó a su muerte desde un acantilado, en la isla de Levkas, todo debido a su amor no correspondido por un joven barquero llamado Phaon.

Todas estas pueden ser solo teorías, pero el único hecho sobre Safo es que era una poeta muy talentosa. Su trabajo fue inmensamente apreciado por la comunidad e incluso mucho después de su muerte, vive a través de su trabajo. Se cree que le enseñó poesía a un grupo de mujeres jóvenes y más tarde se encariñó tanto con ellas que compuso odas nupciales para cada una de ellas cuando se marcharon para casarse. Este hecho llevó al nacimiento de la teoría de que Safo era lesbiana como la poeta Anacreonte, comentó que Safo era una lesbiana cuyos sentimientos hacia estas mujeres eran sexuales. Esto también llevó a la formación de palabras, como "lesbianismo" o "zafismo", que indican la homosexualidad en las mujeres.

Se cree que Safo ha escrito nueve libros de odas, canciones de boda, himnos y elegías, pero solo quedan unos pocos. Algunos fragmentos fueron descubiertos tan recientemente como en el siglo XX, escritos en papiro y fueron un descubrimiento notable. Una de sus obras más famosas es la Oda a Afrodita, que fue citada por el famoso erudito del siglo I, Dionisio de Halicarnaso.

Otra contribución famosa de Safo fue la forma de verso Sapphics, que requiere que cada estrofa tenga 4 líneas de largo con las primeras tres líneas requeridas para contener 11 sílabas, y la última línea solo 5 sílabas. Habiendo inspirado a muchos futuros poetas griegos, la contribución de Safo al mundo de la poesía ha sido inmensa. Su trabajo es refrescantemente único debido a la sencillez con la que retrata emociones intensas. Una verdadera joya en la corona de la poesía, la obra de Safo seguirá inspirando mientras existan los poetas.


Mujeres importantes de la historia

Grecia:
Nacido del 630 al 612 a.C.,
Murió alrededor del 570 a.C.

Uno de los más grandes poetas líricos de toda la antigüedad.

Safo nació en la isla de Lesbos, lo que la convierte en lesbiana. No realmente en el sentido moderno. Aún así, Lesbos es de donde proviene la palabra, y Safo era parte de un colectivo muy unido de mujeres (imagínelas como un coro), y las amaba apasionadamente.

No he escuchado una palabra de ella

Francamente desearía estar muerto
Cuando se fue, lloró

Mucho me dijo, & # 8220 Esta despedida debe ser
soportado, Safo. Me voy de mala gana. & # 8221

TRANS. MARY BERNARD

Ella era una mujer pequeña y morena. Eso es lo que dijo el filósofo Máximo de Tiro en el siglo II, varios cientos de años después, el poeta Alcaeus, su contemporáneo, la llamó & # 8220 de pelo violeta, pura, sonriente como miel & # 8221.

Probablemente era rica, probablemente se casó con un hombre llamado Cercylas, probablemente tuvo una hija llamada Cleis en honor a su madre. Esto lo inferimos de las alusiones que hace en su poesía, pero la poesía y la autobiografía son dos cosas diferentes, y el hecho es que la mayor parte de su poesía ahora está perdida. Cuando se recopiló por primera vez en el siglo III, llenó nueve volúmenes. Hoy, sobreviven menos de 1000 líneas.

La única otra cosa que conocemos proviene de la Crónica de Parian, una historia de Grecia inscrita en un bloque de mármol, que dice que Safo y su familia fueron exiliados a Sicilia durante un tumulto político en Lesbos.

Por lo tanto, los detalles son, en el mejor de los casos, incompletos.

¿Pero puedes estar seguro & # 8211 esa historia sobre Safo arrojándose por un precipicio por el amor de un joven? No corroborado. (En cualquier sitio.)

SIGNIFICADO

Lo que es indiscutible es que su trabajo fue enormemente popular. Safo era tan famosa que tenía una estatua en el ayuntamiento de Siracusa. Cien años después, Platón la llamó la décima musa, lo que dice algo, considerando las opiniones de Platón sobre las mujeres (esenciales pero desiguales). Y medio milenio después de eso, su estilo seguía siendo igual de delicioso: Catulo, un poeta romano, lo imitó en su propia obra. Aparentemente atemporal, su anillo emocional con los pies en la tierra resuena en un oído moderno, también & # 8211 & # 8217s lo que queda de él.

Esa campesina ha embrujado tus deseos,
toda vestida con su ropa de campo
y ella no tiene el sentido
para engancharse los trapos por encima de los tobillos.

TRANS. JIM POWELL

Parte del legado de Safo es el estilo de poesía que ayudó a ser pionera. Antes de su época, la poesía griega era poesía épica, escrita en estricta métrica y limitada al material de la leyenda. Pero en el siglo VII a. C., los poetas estaban más interesados ​​en el canto coral y la danza y los solos cantados con música. Experimentaron con la métrica y comenzaron a cantar no solo sobre dioses y héroes, sino sobre todo tipo de cosas, personas y sentimientos. Esta era la forma de arte de Safo, y nadie lo hizo mejor que ella. Su escritura es lúcida e íntima. Su habilidad es precisa, pero la ofrece de forma sencilla, con palabras cotidianas. De manera controvertida, su erotismo no se disculpa. Ella estudia su amor en todos sus tonos honestos: enojado y adorador, tanto para mujeres como para hombres.

A la luz de eso, la gente de la época victoriana tuvo dificultades para explicar la importancia de Safo a sus jóvenes. Era más fácil decir que era la directora de una escuela para niñas que admitir que era una mujer en posesión de su sexualidad. Es solo un eufemismo. No hay evidencia de que Safo haya tenido algo que ver con la enseñanza.


Safo de Lesbos: una de las primeras autoras registradas de la historia occidental

Safo no solo fue una de las primeras autoras occidentales que conocemos, sino que también era muy buena en lo que hacía: escribir poesía lírica y dirigir una escuela para niñas.

La única información que tenemos sobre ella, aparte de lo que queda de su poesía, proviene de hombres que no eran sus mayores admiradores. Hay una gran sorpresa ... así que es mejor tomar lo que dicen con un grano de sal (sabemos lo frágiles que son algunos hombres cuando se habla de mujeres fuertes, más sobre eso más adelante).

Platón - sí, ESO Platón - la llamó la "décima musa", lo que sería halagador si en realidad hiciera algo más que sentarse y ser

. Habría sido un cumplido más grande llamarla el próximo Homero.

La mayor parte de lo que sabemos sobre ella proviene de fuentes de segunda mano y leyendas poco fiables.

La mejor descripción encontrada dice que era baja y de piel oscura. Uno de sus poemas menciona que tenía el pelo negro. Eso es todo. Eso es todo lo que sabemos sobre su apariencia, no es que la apariencia lo sea todo de todos modos.

La gente piensa que el nombre de su madre era Cleis, pero nadie puede estar seguro. La tradición en ese entonces era nombrar a sus hijos como sus padres y Safo. podría he tenido una hija llamada Cleis. PERO (siempre hay un pero), la palabra utilizada para describir a Cleis II también podría significar esclavo y la traducción no es clara. De modo que la madre y la hija (o esclava) de Safo se llamaban Cleis. Quizás.

En cuanto al padre de Safo, en un extraño giro de los acontecimientos, hay de 8 a 10 nombres posibles para él flotando por ahí. Ella nunca lo nombró directamente en sus poemas, pero el nombre más común suena como un personaje de fondo de Harry Potter: Scamandronymus.

Se conocen los nombres de dos de sus hermanos y se insinúa un tercero en sus poemas. Son Erigyius, Larichus y Charaxus.

Es posible que se haya casado, aunque la información que tenemos sobre esto no proviene de ella, sino de fuentes masculinas posteriores, y el nombre que se le dio a su esposo es una broma guarra. Fue registrado como Kerkylas, de la isla de Andros. La jerga griega para pene es "kerkos" y "Andros" se acerca a la palabra "hombre". Básicamente, el chiste sobre pollas más antiguo que he escuchado fue creado por hombres como un intento de sobreexualizar a Safo al casarla con "Dick of Man". Encantador.

Safo se exilió o se escapó a Sicilia dos veces, posiblemente debido a sus opiniones políticas. Sus escritos no eran abiertamente políticos y tendía (hasta donde podemos decir con base en sus pocas obras sobrevivientes) a enfocarse en el amor y la vida doméstica. A pesar de sus ausencias de Lesbos por cualquier motivo, vivió la mayor parte de su vida en su ciudad capital, Mitilene.

En Mitilene dirigía una especie de club religioso para mujeres jóvenes llamado thiasos. Había otros tiasoi rivales en la ciudad. Eran como pandillas de chicas basadas en la poesía.

Afrodita era la deidad elegida por Safo. Ella desempeñó el papel de intercesora entre las mujeres y la diosa. Gran parte de las imágenes de los poemas de Safo muestran cosas que se utilizan en los rituales para adorar a Afrodita: flores, guirnaldas e incienso, por ejemplo. Aparentemente, Afrodita era boho chic.

El thiasos se centró en preparar a las jóvenes para el matrimonio. Lo que se enseñaba principalmente en el thiasos era cantar, bailar y poesía con el objetivo de llamar la atención de un posible pretendiente. Lo sé, lo sé, lo poco genial, ¿verdad? Pero el Thiasos no era solo una escuela de terminación, también se enfocaba en construir relaciones entre las mujeres, así como en la adoración de Afrodita. Dentro de él, el homoerotismo se practicaba como un rito de iniciación y podía considerarse marital por derecho propio.

En la poesía de Safo, la pasión era la clave del amor. Las canciones de matrimonio eran una parte importante de su trabajo. Todavía se debate si sus poemas eran generalizaciones de la sociedad en la que vivía y de la chica ideal, o si debían leerse como autobiográficos. Siendo realistas, probablemente sea un poco de ambos. La mayoría de los artistas ponen algo de sí mismos en su trabajo, incluso si es inconscientemente.

Vale la pena señalar que algunas personas piensan que la protegida de Safo, Damophila, fue quien dirigió un thiasos (en Panfilia) y que las dos mujeres se confunden entre sí. No sería la primera vez que los hombres tratan a las mujeres como intercambiables ...

No se sabe exactamente cuándo murió Safo ni cómo. La leyenda dice que se tiró por un acantilado porque un marinero no le devolvió sus sentimientos. Dirigía una pandilla de chicas de poesía y era bastante independiente para su época, así que dudo mucho que se tirara por un acantilado porque un tipo que olía a pescado la rechazó.

Un poema llamado "Vejez" fue descubierto en 2004 y habla, en parte, sobre lo que el envejecimiento le hace a su cuerpo, por lo que se puede suponer que vivió más allá de la mediana edad. O tal vez su cabello se volvió prematuramente blanco cuando tuvo una premonición sobre las tonterías que los hombres escribirían sobre ella después de su muerte. ¿Quién sabe?

Se desconoce en qué formato se publicaron sus poemas durante su época y los pocos siglos posteriores. En los siglos III y II a. C., sus poemas se recopilaron en nueve libros. Pero en el siglo VIII o IX d.C., sus obras solo se encontraban en citas de otros autores. Ay.

Solo un poema está completamente intacto: Oda a Afrodita. En él, le ruega a la diosa que haga que su interés amoroso femenino le devuelva el sentimiento. Oda a Afrodita es un gran estado de ánimo. Sé que ciertamente he visto a una chica bonita y esperaba que no fuera heterosexual.

La pérdida de la mayor parte del trabajo de Safo se debe a que los elementos no eran amables con el papiro en el que estaban escritos (una especie de papel vegetal). Es posible, aunque no ha habido pruebas fiables, que la rigidez moral de las sociedades posteriores también haya tenido algo que ver con ello. La Iglesia, especialmente, era conocida por censurar o destruir obras que consideraban desagradables o “dañinas”.

Los fragmentos de papiro de sus poemas comenzaron a aparecer en el siglo XIX y continúan hasta la actualidad.

Debido a que existe tan poca de su escritura, es difícil decir a quién le atrajo Safo. Los poemas que sobreviven muestran su amor por hombres y mujeres. Una vez más, surge la cuestión de cuán autobiográficos son sus poemas. Además, es difícil aplicar términos modernos como "lesbiana" y "bisexual" a una sociedad que ve la sexualidad de manera diferente a la nuestra.

Aquí está lo más extraño de la palabra "lesbiana": tradicionalmente, la palabra se usaba para describir a alguien que actuaba como la gente de Lesbos (con la connotación de ser particularmente buena dando felaciones). Toda la isla tenía esa reputación, por alguna razón. Desde el período clásico en adelante, fue retratada como una amante de los hombres con exceso de sexo. En obras de teatro y otras obras, los autores la mostraban dispuesta a arrodillarse para interpretar algo más que su poesía.

Esto también parece estar de acuerdo con el nombre de broma de su potencial esposo ya mencionado.

Parece que este es otro caso más de hombres que buscan menospreciar a una mujer porque se atrevió a ser mejor que ellos en algo, a pesar de que ya había muerto hace mucho tiempo. Y dicen que las mujeres son las emocionalmente inestables ...

Fue durante el movimiento feminista de las décadas de 1960 y 1970 que la palabra "lesbiana" pasó a describir a las mujeres que aman a las mujeres. Curiosamente, antes de que apareciera el uso moderno de lesbiana, la palabra "sáfica" se usó en su lugar y fue particularmente popular a principios del siglo XX.

Parece que no importa por quién se sintiera atraída Safo, siempre estuvo destinada a representar a las mujeres que aman a las mujeres de alguna manera.

Nota al margen: dibujaré un retrato de cada mujer sobre la que escribo en lugar de usar imágenes para evitar problemas de derechos de autor.


Biografía de Sappho

Safo fue una poeta de la antigua Grecia que escribió poesía lírica famosa por su intensa pasión y descripción del amor. Nacida en la isla de Lesbos, también se la conoce como la primera poeta lesbiana.

Poco se sabe de su vida real, aunque nació alrededor del 620 a. C. y murió aproximadamente 50 años después.

Unfortunately, much of her poetry has been lost, although some poems have been painstakingly pieced together through surviving fragments.

Details of her life are hard to piece together as there are few reliable sources. For example, historians are unsure about whether to take her poetry as reliable autobiographical evidence.

What we do know about Sappho

Her family appear to belong to an aristocratic family on Lesbos, a large Greek island. They probably lived in Mytilene, which then was a significant city on the island. One tradition states she married a man called Cercylas, who came from the island of Andros and they had one daughter, called Cleis. In stature Sappho was said to be short and dark she was described by her friend and fellow poet, Alcaeus as ‘violet-haired, pure, honey-smiling’

It appears that Sappho was an influential figure in the local community. Her poetry refers to the intrigue of court life and attended events, such as festivals and military parades. She appears to have attracted a group of female students who were interested in the teachings and poetry of Sappho. Sometimes this has been viewed of as a girls finishing school, with training for young girls before they get married. The presiding deity of the school was Aphrodite – the Greek goddess of love and sexual desire.

Evidence from the period suggests she and her family was temporarily exiled to Sicily because of political troubles on the island of Lesbos.

The sexuality of Sappho

Sappho is sometimes referred to as a lesbian. The word lesbian is actually derived from her place of birth – lesbos. However, there is no hard evidence of her sexuality. Her poems express great passion for a variety of people – both men and women they may have been autobiographical or not. Also, in Greek culture, there was a greater acceptance of homoeroticism, with love of the same gender considered a normal practice. It is likely Sappho’s community of young women was similar to the intensely all-male societies of Athens and Sparta. Combined with her intense poetry, it has made Sappho appear to be an early figure of lesbian literature. Por ejemplo

My flesh runs with soft fire,
My eyes lose sight,
My ears hear nothing but the roar of the wind.
All is black.

Sweat streams off me,
Trembling seizes me,
The colour drains from le like grass in autumn.
I almost die.

A philosopher Maximus of Tyre wrote that the friendships of Sappho were similar to those of Socrates – suggesting Sappho had a circle of like-minded friends brought together by a love of art, poetry and culture. It has been suggested, with little authority, that Sappho may have been the head of some formal academy like a school. However, it is more likely to be a less formal circle of friends.

Poetry of Sappho

The poetry of Sappho often revolves around themes of love and passion, and has a clarity and simplicity of language within her poems, there is great vividness and directness. The style is often conversational – giving an impression of immediacy and action. The poems were also sung to music, meaning they needed to be lyrical in form.

“Come back to me, Gongyla, here tonight,
You, my rose, with your Lydian lyre.
There hovers forever around you delight:
A beauty desired.”

(de Por favor by Paul Roche)

Her poetry also involved retellings of famous Greek classics such as:

“Some an army of horsemen, some an army on foot
and some say a fleet of ships is the loveliest sight
on this dark earth but I say it is what-
ever you desire:
and it it possible to make this perfectly clear
to all for the woman who far surpassed all others
in her beauty, Helen, left her husband —
the best of all men —
behind and sailed far away to Troy she did not spare
a single thought for her child nor for her dear parents
but [the goddess of love] led her astray
[to desire…]
[…which]
reminds me now of Anactoria
although far away,

–Translated by Josephine Balmer

Her poems were written in Aeolic Greek dialect as this dialect was quite rare, it explains why her poems became increasingly lost as fewer people were able to translate them. The difficulties of the Aeolic Greek metre, also means there is considerable variance in English translations.

However, even in the classical period, her fame was well-known. Plato referred to her as the tenth muse. During the medieval period, her reputation for sensuality and homoeroticism meant her works became less well-known, but in the twentieth century there has been a resurgence of interest in her work. This resurgence was helped by the discovery in 1896 of many ancient texts in a rubbish dump at Oxyrhynchus – an ancient site, that saw the rediscovery of many poems and fragments of the works of Sappho.

Death of Sappho

One legend about the death of Sappho is that she ended her life by throwing herself off the Leucadian Rock out of love for a young sailor, called Phaon.

Citation: Pettinger, Tejvan. “Biography of Sappho”, Oxford, www.biographyonline.net Published 3 Sep 2012. Last updated 15 February 2020.

Sappho Poems

Related pages

Women who changed the world – Famous women who changed the world. Features female Prime Ministers, scientists, cultural figures, authors and royalty. Includes Cleopatra, Princess Diana, Marie Curie, Queen Victoria, and Joan of Arc.

Poets – The great poets. Including William Blake, Emily Dickinson, John Keats, Homer, Milton, Virgil, Rumi, Rabindranath Tagore.

Writers and authors – Famous authors such as J.R.R. Tolkien, William Shakespeare, J.K. Rowling, Jane Austen, Leo Tolstoy, John Steinbeck and Ernest Hemingway.

Ancient Greeks (8th Century BCE to 1 CE) Famous people of the classical Greek period. Poets, statesmen and the fore-runners of democracy. Includes Plato, Aristotle, Socrates and Hippocrates.


Historia del mundo antiguo

Sappho is one of the most important of the lyric poets of the ancient Greek world. She probably lived from the middle part of the seventh through the early part of the sixth centuries b.c.e.

Though the exact date of her birth and death are unknown, it is fairly certain that she was born in the city of Mytilene on the island of Lesbos, which is located in the eastern Aegean Sea near Turkey. She came from a noble family. Her father’s name was Skamandronymos, her mother’s Kleiss, and her husband’s Kerkylas. She had a daughter named Kleiss and either two or three brothers.

Around the year 600 b.c.e., she, along with the other nobility on Lesbos, were forced into exile to the island of Sicily when a middle-class tyranny, led by Myrsilos, took control of Lesbos. Eventually, she was able to return. Some argue that she taught at a school for young women, others that she was simply at the center of a local poetry clique.


Her reputation was great in the ancient world Plato, about 200 years after her death, called her the "tenth Muse", referring to the nine Greek goddesses who were the patrons of the arts and sciences and who were the source of inspiration and artistic excellence. Little of her work has survived, but what has is highly praised in the modern world and still has the power to move people.

Lyric poetry in the ancient Greek world refers, first of all, to the fact that a lyre originally accompanied the poetry. Unlike our modern conception of the lyric, Greek lyric poetry fit into at least two major categories: choral ode and monody.

The monody is closest to our modern conception of the lyric, that is, a short, personal poem expressing intense emotion. This was the type of poetry that Sappho wrote. She created the Sapphic stanza and may have been the first to accompany her poems with a harp.

She is known to have written between seven and nine books of poetry, with the last being a book of wedding songs. Her poems are often favorably mentioned in ancient writing (in fact, the ancient world erected at least one statue to her), but during the Byzantine era, Pope Gregory Nazianzus, in 382 c.e., had most of them destroyed.

In 1073 Pope Gregory VII likely burned any of the books that still survived. The problem, from the Catholic Church’s perspective, was that Sappho was likely bisexual, and much of her poetry was erotic and concerned with love between women.

Unlike much of the Greek poetry before her, most of Sappho’s poetry is personal, not social. The worlds of beauty, personal relationships, and love are the typical topics of her poems. Unfortunately, all that is left are mostly scraps, sometimes a line, sometimes a stanza, and in only one or two cases, a complete poem. They come to us as quotes in the writings of authors from antiquity and in strips of papyrus used to wrap mummies in Egypt.

The most recent discovery of her poems was in 2004 in papyrus wrappings from a mummy and was combined with a previous fragment, also written on papyrus and found in 1922, resulting in a new, nearly complete 12-line poem. This particular poem is about growing old and is a type of carpe diem addressed to a group of girls. The Egyptians copied it about 300 years after her death. The 2004 wrappings also contained two other new fragments.

A typical remnant of her poetry is the three lines often titled "The Blast of Love": "Like a mountain whirlwind / punishing the oak trees, / love shattered my heart." One of her other likely complete poem is called "A Prayer to Aphrodite". It is generally presented as a seven-stanza poem and ends by asking the goddess to "labor for my [Sappho’s] mad heart".

Despite the scarcity of surviving poetry, she has influenced English-speaking writers as diverse as Philip Spencer and Ezra Pound, as well as many writers in other languages. She continues to have the power to fascinate and delight, and her poetry—as fragmentary as it is—is still worth reading.


Sappho

Plato referred to her as “The 10th Muse.” Horace wrote in his Odes that her lyrics are worthy of sacred admiration. Despite living a mere 30 years, Sappho remains one of the greatest poets of ancient Greece and one of the most famous in all European history. Her home was the Greek Island of Lesbos in the Aegean Sea. Though married to a wealthy merchant and having a daughter named Cleis, her words of longing for various female loves have been central to lesbian cultural ethos for centuries. So much so that the island of her birth became the basis for the word lesbian and a variation of her own name is now literary shorthand for female homosexual desire. Sappho inspired young women to cultivate social skills, discuss literature, and to worship Aphrodite, the goddess of love and sexuality. She wrote love poems in tribute to these intense relationships and shared them with both her family and the women of her salon. She was unique in that her poetry was written not in homage to the gods or for political reasons, as was the fashion of the day rather her work was of a personal nature and is celebrated for its passionate descriptions of emotion and simple lyrical beauty. Of her verse, nine volumes of poetry have been recovered, almost all in mere fragmented form. The tragic loss of so much of her writing is often attributed to the age of the papyrus upon which the words were written others contend that its homoerotic nature made it subject to purposeful destruction by the Church whatever the reason, that which survives has moved and inspired people of all backgrounds for millennia.

Demography

Sexual Orientation Lesbian

Gender Identity Cisgender

Nations Affiliated Greece

Era/Epoch Antiquity/Ancient History (beginning of recorded history-476 CE)


Sappho

Only a handful of details are known about the life of Sappho. She was born around 615 B.C. to an aristocratic family on the Greek island of Lesbos. Evidence suggests that she had several brothers, married a wealthy man named Cercylas, and had a daughter named Cleis. She spent most of her adult life in the city of Mytilene on Lesbos where she ran an academy for unmarried young women. Sappho's school devoted itself to the cult of Aphrodite and Eros, and Sappho earned great prominence as a dedicated teacher and poet. A legend from Ovid suggests that she threw herself from a cliff when her heart was broken by Phaon, a young sailor, and died at an early age. Other historians posit that she died of old age around 550 B.C.

The history of her poems is as speculative as that of her biography. She was known in antiquity as a great poet: Plato called her "the tenth Muse" and her likeness appeared on coins. It is unclear whether she invented or simply refined the meter of her day, but today it is known as "Sapphic" meter. Her poems were first collected into nine volumes around the third century B.C., but her work was lost almost entirely for many years. Merely one twenty-eight-line poem of hers has survived intact, and she was known principally through quotations found in the works of other authors until the nineteenth century. In 1898 scholars unearthed papyri that contained fragments of her poems. In 1914 in Egypt, archeologists discovered papier-mâché coffins made from scraps of paper that contained more verse fragments attributed to Sappho.

Three centuries after her death the writers of the New Comedy parodied Sappho as both overly promiscuous and lesbian. This characterization held fast, so much so that the very term "lesbian" is derived from the name of her home island. Her reputation for licentiousness would cause Pope Gregory to burn her work in 1073. Because social norms in ancient Greece differed from those of today and because so little is actually known of her life, it is difficult to unequivocally answer such claims. Her poems about Eros, however, speak with equal force to men as well as to women.

Sappho is not only one of the few women poets we know of from antiquity, but also is one of the greatest lyric poets from any age. Most of her poems were meant to be sung by one person to the accompaniment of the lyre (hence the name, "lyric" poetry). Rather than addressing the gods or recounting epic narratives such as those of Homer, Sappho's verses speak from one individual to another. They speak simply and directly to the "bittersweet" difficulties of love. Many critics and readers alike have responded to the personal tone and urgency of her verses, and an abundance of translations of her fragments are available today.


Carson, Anne, trans. If Not, Winter: Fragments of Sappho. New York: Knopf, 2002.

Greene, Ellen. Reading Sappho: Contemporary Approaches. Berkeley: University of California Press, 1996.

—-. Re-Reading Sappho: Reception and Transmission. Berkeley: University of California Press, 1996.

Lombardo, Stanley, trans. Sappho Poems and Fragments. Introduction by Pamela Gordon. Indianapolis: Hackett, 2002.

Powell, Jim. Sappho, a Garland: The Poems and Fragments of Sappho. New York: Farrar, Straus, & Giroux, 1993.

Raynor, Diane, ed. Sappho’s Lyre: Archaic Lyric and Women Poets of Ancient Greece. Berkeley: University of California Press, 1991.

Reynolds, Margaret, ed. Sappho Companion. London: Chatto & Windus, 2000.

Roche, Paul. The Love Songs of Sappho. Introduction by Page DuBois. Amherst, N.Y.: Prometheus Books, 1998.

Snyder, Jane McIntosh. Lesbian Desire in the Lyrics of Sappho. New York: Columbia University Press, 1997. Snyder, Jane McIntosh, Camille-Yvette Welsch, and Lesléa Newman. Sappho. Philadelphia: Chelsea House Publishers, 2005.

Williamson, Margaret. Sappho’s Immortal Daughters. Cambridge, Mass.: Harvard University Press, 1995.

Judy Chicago (American, b. 1939). The Dinner Party (Sappho place setting), 1974&ndash79. Mixed media: ceramic, porcelain, textile. Brooklyn Museum, Gift of the Elizabeth A. Sackler Foundation, 2002.10. © Judy Chicago. Photograph by Jook Leung Photography

Place Setting Images

Judy Chicago (American, b. 1939). The Dinner Party (Sappho plate), 1974&ndash79. Porcelain with overglaze enamel (China paint), 14 × 15 × 1 in. (35.6 × 38.1 × 2.5 cm). Brooklyn Museum, Gift of the Elizabeth A. Sackler Foundation, 2002.10. © Judy Chicago. (Photo: © Donald Woodman)

Judy Chicago (American, b. 1939). The Dinner Party (Sappho runner), 1974&ndash79. Cotton/linen base fabric, woven interface support material (horsehair, wool, and linen), cotton twill tape, silk, synthetic gold cord, padded silk satin fabric, silk thread, 51 1/4 × 29 3/4 in. (130.2 × 75.6 cm). Brooklyn Museum, Gift of the Elizabeth A. Sackler Foundation, 2002.10. © Judy Chicago

Judy Chicago (American, b. 1939). The Dinner Party (Sappho place setting), 1974&ndash79. Mixed media: ceramic, porcelain, textile. Brooklyn Museum, Gift of the Elizabeth A. Sackler Foundation, 2002.10. © Judy Chicago. Photograph by Jook Leung Photography


Ver el vídeo: AS PENSADORAS: SAFO DE LESBOS (Julio 2022).


Comentarios:

  1. Gerry

    ¿Podemos resolverlo?

  2. Mubei

    Pido disculpas, pero, en mi opinión, está equivocado. Puedo probarlo. Escríbeme por PM, hablamos.

  3. Shae

    Frase notable y es debidamente

  4. Tojakree

    Entendido no todos.

  5. Nawaf

    Me gustaría hablar contigo sobre este tema.

  6. Escalibor

    ¡frio! Vecinos mucho :)

  7. Sedgewic

    Hola, fui a tu proyecto desde Yandex y Kaspersky comenzó a jurar en Virus = (

  8. Kigam

    Es obvio en mi opinión. ¿No intentaste buscar en google.com?



Escribe un mensaje